NOTICIAS

Preferentes
(2013-09-25)

En los últimos tiempos, se viene oyendo hablar con frecuencia de un producto financiero, el cual se llevaba comercializando durante años sin levantar las dudas y la polémica que despierta desde aproximadamente finales del año 2007. Mucho se ha escuchado y leído sobre las Participaciones Preferentes pero pocas personas han llegado a comprender la esencia del producto y el por qué de su peligrosidad. Trataremos en las próximas líneas de aclarar los aspectos principales de las Preferentes.

-          ¿Qué son exactamente las Participaciones Preferentes?. En primer lugar, no son Participaciones al uso, ya que no conceden derechos políticos, ni de suscripción preferente. La entidad financiera ve aumentado su capital, dejando sin cuota de control a los inversores. En cuanto al término Preferentes, nos encontramos ante otra incorrección. No hay preferencia de venta alguna. De hecho, solo podremos deshacernos de ellas en mercados secundarios, en los que nos dictarán el precio y, evidentemente, perderemos buena parte del dinero invertido.

 -          ¿Qué se le ofrece al inversor?. Es otra de las cuestiones más polémicas. Se nos vende como un producto de alta rentabilidad. Pero para ello, la entidad financiera debe de haber generado beneficios anuales, cosa que durante los últimos años no se viene produciendo. Asimismo, nos encontramos ante un producto perpetuo (casos con vencimiento en el año 9999), que no deja recuperar la inversión inicial, salvo que recurramos a los mecanismos que expondremos a continuación.

 -          ¿Qué maneras tenemos de recuperar la inversión?. A día de hoy esta cuestión se ha convertido en la principal preocupación por parte de los clientes de las entidades financieras. Hay varios caminos para recuperar todo o, parte de lo invertido.

 

  • Acudiendo a los Tribunales. Esta vía es la más adecuada para aquellos inversores minoristas, con escaso o nulo conocimiento financiero, y que consigan acreditar que por parte de la entidad financiera se les dio información errónea o, inexacta sobre el producto contratado.
  • Acudiendo al canje propuesto por algunos Bancos. En estos casos se recupera una parte de la inversión y otra se canjea, ya sea por acciones bursátiles, como por participaciones en el capital de las entidades. Habitualmente hay que aceptar una quita de la cantidad invertida inicialmente.
  • Fondo de garantía de depósitos. La compra de Participaciones Preferentes no está cubierta  por dicho Fondo. Por lo que, en el caso de que una entidad financiera se viese abocada al cierre, el inversor perdería el total de la cantidad destinada a estos productos.

En resumen, nos encontramos ante un producto tóxico, perpetuo, que viene a ser una mezcla de acciones y títulos de renta fija. Si se encuentra en una situación como la descrita, no dude en buscar el asesoramiento legal y financiero que le ayude a recuperar su inversión.



Volver

Calle Independencia 22 1ºC - 33004 - OVIEDO
Telf.: 985 27 31 01 || Fax: 985 08 60 12
Calle Albuquerque 13 bajo – 33204 - Viesques, GIJÓN
Telf.: 985 17 54 94 || Fax: 985 17 54 95
C/ José Cueto 15 1º C, 33401 - AVILÉS